lunes, 26 de julio de 2010


EL ESTILO DEL MUNDO. PROHIBIDO ENVEJECER

Buscando leones en las nubes cierra definitivamente sus puertas hasta el mes de septiembre. Os dejo ahora, como última muestra de esa recuperación de programas pasados que hemos presentado a lo largo de este julio terminal, la tercera edición de la serie consagrada a El estilo del mundo, el sugerente y en cierto modo anticipador libro de Vicente Verdú publicado hace algunos años por la editorial Anagrama.

En esta emisión postrera los fragmentos leídos se refieren a las cada vez más difusas fronteras de nuestra propia identidad; a la gozosa confusión de los roles sexuales; a la reformulación de los rituales del sexo, que se alejan progresivamente de los dictados reproductivos para adentrarse en el estéril disfrute y en el placer infecundo; al auge de la depresión como patología representativa de un mundo caracterizado por la falta de horizontes trascendentes; a los avatares de la religiosidad y sus sucedáneos; al enaltecimiento de lo natural, de lo ecológico, en un planeta hediondo y progresivamente contaminado; a la aspiración fáustica y algo infantil de la inmortalidad y a la consecuente proliferación de cosméticos, cirugías, masajes, tratamientos rejuvenecedores y, más modestamente, centros de spa; a la sacralización del presente, que adviene repentino llenando las pantallas y se esfuma sin apenas rastro en poco tiempo, y que tiene en el accidente, en el acontecimiento espectacular, en el brutal atentado su representación paradigmática; en la sospechosa apelación a la ética en los negocios, en la empresa, en la banca, en la mercadotecnia, en el arte; en la virtualidad, en fin, de la existencia, en su caracterización como suceso ficticio por el que el individuo deambula pasando de su condición de protagonista a la de mero espectador de su propia y sin embargo alienada vida. Como podéis comprobar, un muy interesante elenco de algunos asuntos esenciales en este convulso comienzo de siglo.

La dimensión global del mundo que vivimos puede apreciarse también en la selección musical del programa, fiel reflejo del mestizaje, de las interdependencias, de la mezcla, consustanciales a un planeta en red. Así, en la emisión suenan el Life on mars de David Bowie en la versión de la indonesia Anggun; el Smooth operator de Sade en una especie de masacre que en otro contexto resultaría intolerable aunque aquí hasta nos parece divertida, perpetrada por el grupo Señor Coconut, curioso nombre que encubre el dudoso talento del alemán Uwe Schmidt; el Voodoo child de Jimi Hendrix en la voz de la beninesa Angelique Kidjo; la famosa Back in the URSS de los Beatles interpretada por los rusos Baba Yaga; la emblemática La chica de ayer de Nacha Pop en una versión, mucho peor que la ‘nuestra’, de los americanos Gigoló Aunts; la dylaniana Knockin’ on heaven’s doors en traducción magnífica del brasileño Zé Ramalho; el I put a spell on you que popularizara Nina Simone en la interpretación de la belga, pero también egipcia, Natacha Atlas; el bellísimo Sometimes it snows in april de Prince en la versión de Les Natives de las Islas Martinica; y para finalizar, el Eu sei que vou te amar de Vinicius de Moraes y Tom Jobim recreado por el cubano Bebo Valdés y nuestro Diego “El Cigala”.

Y aunque mi galbana veraniega me aconseja no demorarme demasiado en el rastreo internáutico de vídeos, os ofrezco un interesantísimo diálogo grabado en la Biblioteca Central de Córdoba el 22 de marzo de 2010 dentro del ambicioso programa Conversaciones en La Central, patrocinado por esa institución andaluza. En esta ocasión (en internet os podéis encontrar bastantes más intervenciones del mismo ciclo) quienes conversan son nuestro invitado Vicente Verdú y Javier Gomá (autor del más estimulante, provocador, sugestivo, inspirador y apasionante ensayo que he leído en los últimos años: Ejemplaridad pública, publicado por Taurus) que charlaron bajo la rúbrica Ejemplaridad pública: la responsabilidad del ejemplo en una sociedad democrática. Desgraciadamente, de los cinco vídeos que integran la totalidad de la conversación falta el segundo, que por no sé qué extrañas causas no parece accesible; espero que disculpéis el salto que forzosamente se produce al intentar seguir con su natural continuidad todo el transcurso del debate.

Y así, con este extenso documento (extenso pero muy aleccionador e intelectualmente sugerente) cierro esta entrada. Os deseo a todos, de nuevo, unas felices vacaciones y un relajado (aunque intenso) mes de agosto. Confío en que sigáis con nosotros en Buscando leones en las nubes en septiembre, en la reanudación de las emisiones regulares de Radio Universidad de Salamanca. ¡¡Feliz (resto del) verano!!




El estilo del mundo. Prohibido envejecer

6 comentarios:

Víctor Núñez dijo...

Hola a todos de nuevo, después de algún tiempo en el otro lado de alguna parte. No he dejado de seguir tu programa, Alberto, siempre sorprendiendo y mostrándome, al menos a mí, cosas que ni conocía. Menuda forma de clausurar la temporada, que textos tan "de hoy", aún cuando la temporalidad está tan al orden del día. Interesante, como digo, final de temporada con estos programas que no había escuchado. Que tengas y tengáis todos unas buenas vacaciones y seguro bien merecidas. Te escucharemos de nuevo en septiembre. Un abrazo y saludos

Anónimo dijo...

Hola Alberto:He vuelto a suspender oposiciones.Estoy realmente desanimada.El numero uno de este año es un chico de sociologia¿que nos pasa a los de derecho?no sacamos la oposicion ,la mayor parte son diplomados en trabajo social....seremos tontos?.Tanto esfuerzo y trabajo¿para que?.Hable con el un par de veces de temas oposiciones y realmente(no es la envidia)creo que los problemas que tengan los alumnos en temas de derecho laboral ......
Tu seguro que como siempre en uno de tus maravillosos viajes,disfrutando....en fin el mundo se hizo solo para unos pocos

Anónimo dijo...

Hola anónimo:
Si te sirve de consuelo, yo soy alumna
(ya tengo mi edad )y te diré que la gente de mi clase ( ¿Compañeros ? ) que sacan las mejores notas no son tampoco la envidia , los demás con mayores conocimientos somos unos plingados. ANIMOS.

Anónimo dijo...

Hola a todos!! me ha impresionado vuestros comentarios, pero os doy la razón francamente, ya que mucha gente piensa que sacando notas muy altas son mas listos que otros que no llegan al mínimo exigido.
Ciertamente, en mi clase este año se ha montado un bulo hacia una compañera que ha sufrido lo insufrible, y ha ido en contra de ella y de alguien muy especial, la verdad, verla asi de dolida, me ha echo llorar y pensar que la falsedad de la gente se esconde muchas veces bajo una falsa personalidad, que debemos hacerla frente.
Porque todos tenemos personalidad, y debemos hacer frente a nuestros retos.
Pero lo que me parece una falta de respeto es hacia ella y hacia esa persona.
Muchos animos y para alante con todo!!!! siempre he sido optimista, es algo que llevo de sangre.
Espero que os salgan bien los examenes a todos!!

Anónimo dijo...

¿Terapia de grupo en este blog?
Que bueno

Alberto San Segundo dijo...

¡Hola a todos! ¡Bienvenidos una temporada más a Buscando leones en las nubes! El lunes próximo se reanudan las emisiones y volveré a dejar aquí nuevos y espero que interesantes programas.

Gracias, Víctor, por tu seguimiento y por tus siempre amables valoraciones del programa. Seguiremos en contacto.

En cuanto a los demás anónimos comentaristas de esta entrada, os agradezco sinceramente la confianza que depositáis en el blog, hasta el punto de que queráis dejar en él comentarios académicos y personales absolutamente alejados de su temática habitual. No obstante, con la misma sinceridad (y con toda la delicadeza posible), creo que sería más oportuno trasladar ese tipo de intervenciones a otros foros más acordes con la materia tratada (oposiciones, problemas escolares, psicológicos, etc.)

Un saludo a todos

Alberto

PD.- (Lo sé, resulta inevitable, habrá quien piense: "ya está el Alberto de siempre, haciendo amigos desde el principio"... En fin.)